Comunicado a la Opinión Publica

1086

Hace más de quinientos veinte años el pueblo nasa viene exigiendo el derecho al territorio ancestral que fue usurpado mediante artimañas engañosas a sus legítimos dueños, en respuesta a lo anterior el gobierno de Cesar Gaviria Trujillo masacro a 20 indígenas en la hacienda El Nilo en complicidad con paramilitares dirigidos por el señor Orlando Villa Zapata y algunos miembros de la policía nacional. Como medidas de conciliación se comprometió a indemnizar las familias que fueron afectadas directamente, realizar la compra de 15.663 hectáreas de tierra y a fortalecer las condiciones de los planes de vida de cada territorio del norte del cauca; desde ese entonces los predios de La Margarita, El Guayabal, Japio, Canaima 1, Canaima 2 y La Emperatriz son los terrenos priorizados por las comunidades indígenas.

Pasado catorce años de incumplimiento, las comunidades indígenas en el año 2005 retoman el ejercicio legítimo de continuar liberando la madre tierra en la finca la Emperatriz, ante esta exigencia el señor ministro Sabas Petrel de la Vega en representación del gobierno nacional firmo otros compromisos para agilizar la entrega de los predios en mención. Posteriormente en el año 2013 el ministro del interior Aurelio Iragorry en el marco de la minga social indígena y popular por la vida, el territorio, la autonomía y la soberanía, se compromete a agilizar la entregar de la finca La Emperatriz, compromiso que hasta la fecha no ha sido cumplido.

En consecuencia al incumplimiento, las comunidades decidieron declararse en minga permanente por la liberación de la madre tierra en los predios de: La Emperatriz, Garcia arriba, quebrada seca, vista Hermosa, Albania, Japio, entre otras. Hasta tanto el gobierno nacional cumpla con lo acordado.

Al ejercer este derecho ancestral de liberación de la madre tierra, ha traído consigo la vulneración de los derechos humanos, sociales de aquellas comunidades que se encuentra en las fincas.

HECHOS

  • El día de hoy 14 de octubre del presente año, a las 7:00 AM arremetió la fuerza pública, escuadrón antidisturbios ESMAT, policía y ejército nacional a cumplir órdenes de desalojo dada por la alcaldesa del municipio de Caloto, la señora Liliana Ararat Mejía y la propietaria del predio la emperatriz, donde resultaron 4 comuneros heridos, entre ellos 1 comunero herido por arma de fuego de largo alcance; también fueron saqueadas varias viviendas aledañas al predio, causando la quema de ropa, daños de cultivos y perdida de enseres, alimentos, entre otros, vulnerando los D.D.H.H y D.I.H.
  • En medio de la remetida salió herido un miembro de la policía nacional, que posteriormente fallece en el traslado al centro de atención hospitalario, situación que lamentamos profundamente ante sus familiares y amigos, entendiendo que los responsables directos son el gobierno nacional y algunos empresarios que prefieren continuar enfermando la madre tierra con el monocultivo de la caña para la producción de los biocombustibles, que limita la siembra de alimentos de campesinos, indígenas y afros.

Hacemos un llamado al gobierno nacional que así como se ha sentado a dialogar y acordar la paz con actores armados, se siente a dialogar con las comunidades indígenas sobre la situación de emergencia territorial de los pueblos indígenas, en especial de dar cumplimiento inmediato a los acuerdos firmados y la entrega de los predios ya priorizados por las comunidades. De igual manera invitamos a garantes internacionales y nacionales de derechos humanos para que hagan seguimiento de los acuerdos y garanticen los derechos de las comunidades, declaradas en asamblea permanente por la liberación de la madre tierra y responsabilizamos al gobierno nacional por los nuevos hechos que se puedan presentar.

Autoridades indígenas del Resguardo de Huellas Municipio de Caloto Cauca

Octubre 14 del 2016